Que comience la fiesta

Publicado en Destacadas

Al igual que cada 4 años, el planeta ovalado se paraliza para ser testigo del Mundial de Rugby. Esta vez la fiesta se traslada a Nueva Zelanda, y promete ser un gran éxito 
 
Y la cuenta regresiva va llegando a 0. El reloj que marca días, horas, minutos y segundos restantes para que la ovalada comience a volar por los aires se va quedando sin argumentos. Lo que significa que la RWC está a la vuelta de la esquina. 
 
Este viernes, a partir de las 5:30 horas de Uruguay, se abrirá la competición nada más ni nada menos que con el partido debut del anfitrión y máximo favorito a quedarse con la Webb Ellis Cup: Nueva Zelanda. 
 
La marea negra llega como aquel gran equipo a vencer no sólo por la calidad de jugadores que posee, ni ese juego agresivo que lo caracteriza, sino también por jugar ante su gente. Misma gente que puede significar una presión para unos Blacks que ansían alzar el trofeo a los cielos luego de una prolongada sequía de 24 años, cuando ganasen por última vez el mismo, también en su tierra.  
 
Si bien el favoritismo de los maoríes no da lugar a discusión, existen algunos factores que pueden llegar a generar incertidumbre. Por un lado, Nueva Zelanda viene de perder de manera poco creíble el torneo de las 3 Naciones, a manos de Australia, en la última jornada del mismo. Lo que deja en evidencia cómo le cuesta al seleccionado local lidiar con la presión a la hora de las definiciones. 
 
En segunda instancia, se debe tener en especial consideración a algunas selecciones que parecen disponer del potencial como para amargarle la fiesta a los oceánicos. Estos son Australia, Inglaterra, Sudáfrica y Francia, en orden de posibilidades. 
 
Si analizamos a los Wallabies, estos no solo son un equipo joven con hambre de gloria, tal y como los ha sabido definir una y otra vez su técnico, Robbie Deans; sino que también son los actuales campeones del 3N al haberle quitado el título a su clásico rival, NZ, en la última jornada. Si bien la irregularidad ha sido un fiel compañero de estos, sus posibilidades se mantienen intactas y la confianza parece rebosar tras la hazaña lograda en el torneo más importante del hemisferio sur.         
 
Como equipo que le sigue a este en posibilidades se encuentra la poderosa Inglaterra. El seleccionado europeo viene de ser campeón del pasado 6 Naciones, y también mantiene la condición de subcampeón mundial. A su vez, el haber confiado en los proyectos serios, a largo plazo, además de disponer de una riquísima historia, colocan a estos como grandes animadores del certamen, el cual ya han sabido ganar en 2 ocasiones. 
 
Sudáfrica, que si bien es el actual campeón mundial, llega a esta cita bastante disminuido en comparación a aquel gran equipo del año 2007. Aquejado a lo largo de este 2011 por una impresionante seguidilla de lesiones, sumado a que el nivel demostrado no ha sido ni por asomo el de años anteriores, los Boks relegan parte de sus posibilidades de cara a esta RWC. Pero, considerando su historia, además de lo logrado hace tan solo 4 años, nunca se los puede descartar. Su último 3N fue una lágrima en comparación a lo que estábamos acostumbrados a ver de este equipo, pero nunca deja de ser candidato. 
 
Y en último lugar encontramos a la poderosa Francia. El seleccionado galo enfrenta esta nueva Copa del Mundo como la posibilidad de tomarse revancha de la catástrofe del mundial pasado, organizado en su casa, al quedar eliminado en semifinales del mismo a manos de los ingleses. Si bien a lo largo de la pretemporada la irregularidad ha sido la principal característica de este seleccionado, el mismo ha sido de los pocos que demostró un juego sólido de cara a esta dura competición. Su historia los avala como candidatos, y ellos también lo sienten, quieren limpiar su imagen. 
 
La mesa está servida, los demás equipos también lucharán por dar la sorpresa, intentar adquirir experiencia en esta clase de competiciones, o incluso ratificar el buen trabajo de RWCs anteriores, caso de Argentina, Samoa, etc.  
 
Nada más se puede pedir. El mejor rugby del mundo está por iniciar y el anfitrión quiere gritar fuerte el próximo 23 de Octubre cuando se conozca al campeón; pero tendrá varios invitados de piedra en su fiesta que intentarán sabotear la misma. Lo único seguro es que este viernes 9 de setiembre la ovalada comienza a volar, de ahí en más, que las cosas se decidan en la cancha…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Acceder con Facebook
Acceder