Rusia ganó su Mundial

Publicado en Australia, Internacionales, Mundial, Noticias, Rusia

Australia le ganó 68-22 al equipo europeo, que arrancó como para ser goleado por 100 puntos, pero reaccionó e hizo un gran segundo tiempo y terminó jugando casi de igual a igual
Fue casi como la ´fabula de la tortuga y la liebre. Por un lado el poderoso, el que se regodea de su superioridad, el que pronto sacó ventajas indescontables y mostró la crueldad de las diferencias entre el rugby australiano y el ruso, haciendo 47 puntos en el primer tiempo y amenazando con llegar a una cifra centenaria.
Todos había sido de Australia en ese primer tiempo. Apeló a la potencia para romper tackles, pero además a una dinámica imposible de detener para los europeos, que acumulaban mucha gente en las formaciones para evitar que los apoyos de los Wallabies sumaran y sumaran metros-también en base a un nulo tackle ruso- pero a su vez eso permitía grandes espacios por afuera, que Australia aprovechaba una y otra vez, para asegurarse el bonus a los 15 minutos,
El equipo australiano apelaba al lujo en el juego de manos y con el pie para sumar seis tries antes del final del primer tiempo. Enfrente, un Rusia perdido y hasta asustado, con nula capacidad de tackle, ni siquiera de detener en parte a unos Wallabies que jugaban lanzados y más cómodos que nunca.
Pero como la liebre del cuento, Australia se dejó estar. La lesión de Drew Mitchell  -cuando tomaba una pelota recuperada y enfilaba al ingoal- pareció calar hondo, como si los Wallabies ya no quisiesen exigirse a fondo. Ya no impuso tantas condiciones en la batalla de los forwards, y aunque sumó un try de movida para poner el 51-5, pronto se dio cuenta de que Rusia se animaba y, con poquito –no más que potencia de forwards- empezaba a inquietar, como había hecho en el primer tiempo al llegar al sorpresivo try
Fue el mejor momento ruso, que probó de drop con su apertura  y empezó a avanzar con el juego corto. Australia, que lo había dejado hacer sin preocuparse, reaccionó tarde: cuando los rusos habían logrado apoyar dos tries, para ponerse 61-22 y disfrutar un momento inolvidable en la Copa del Mundo.
Así, lo que había empezado como un ensayo de goleada histórica, terminó con el temple y el juego ruso como mensaje más importante. Los europeos abandonaron su primer Copa del Mundo sin sorpresas, aunque con el buen sabor de haber complicado a un peso pesado como Australia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Acceder con Facebook
Acceder