Polo le trancó a la URU

Publicado en Destacadas

 El club del caballito le quitó la confianza a la directiva de la URU, que ahora decidirá los pasos a seguir

“Por la presente comunicamos a ustedes que la Comisión Directiva de Carrasco Polo ha decidido retirar el apoyo a vuestra Comisión Directiva. Motivan dicha decisión las innumerables discrepancias en el manejo de diversas situaciones, así como las múltiples desconsideraciones de parte de ustedes como Comisión Directiva y sus miembros hacia nuestra institución y sus representantes. Por Carrasco Polo Club Andrés Sanguinetti, Presidente”.

Unas pocas líneas motivaron turbulencias políticas de la que aún no hay conclusiones claras, luego que Carrasco Polo, uno de los clubes con más peso políticamente en la Unión, decidió quitarle su apoyo a la Comisión Directiva de la URU que encabeza Gustavo Zerbino.

El desgaste. Hace casi dos años, cuando fue elegido presidente de la URU, Zerbino tomó el teléfono y llamó a Sanguinetti. Le pedía que lo acompañara en la nueva Directiva de la Unión, que empezaba con la unidad como objetivo primordial. Sanguinetti dijo que no, pero en cambio le ofreció a Gabriel Garese, un hombre del riñón de Polo y de probado prestigio, que asumió como tesorero de la Unión.

Pero desde hace un año la relación entre el club del caballito y la URU –y en especial entre los dos presidentes– comenzó a desgastarse (ver apunte). Y la gota que rebasó el vaso fue esta semana, al fijarle la URU a Polo la semifinal ante Trébol el domingo, de manera de que no coincidiera con Old Boys-Christians, cuando ambos clubes se habían puesto de acuerdo para hacerlo el sábado. Trébol accedió y ya no se movió de la posición, mientras que Polo exigió que fuese el sábado.

Ya habían tenido un cortocircuito en los últimos días, cuando Carrasco pidió que sus jugadores no tuvieran que ir al entrenamiento de Los Teros con el DT de Los Pumas Santiago Phelan, ya que el club tenía una práctica programada, y desde la URU le contestaron que en caso que no se presentaran serían sancionados y desafectados. Polo se defendió diciendo que en ningún momento había amenazado con que sus jugadores no se presentarían.

Elecciones. Pero no será el último movimiento. Se vienen tiempos álgidos, porque en diciembre hay elecciones, donde se renuevan la mitad de los cargos, incluido el presidente. La intención de la cúpula directiva es mantenerse en el cargo, ya que se viene la eliminatoria y el final de un proceso que la URU se ha puesto como objetivo primordial, y que ha sido la base de su relacionamiento con la IRB en un plan de High Performance a cuatro años. Se quiere defender una gestión que entienden ha logrado un crecimiento en la organización del trabajo de la selección y la preparación física y rugbística de los jugadores, y que argumentan que también ha tenido un efecto directo en la competencia local.

Del otro lado, la intención de algunos dirigentes de Carrasco sería que hubiese cambios drásticos, ya que están en contra del actual proceso de selección, porque entienden que sus propuestas han caído siempre en saco roto, que el proceso ha dejado a los clubes y a gente valiosa de lado, que se ha olvidado la actividad local y se ha realizado una inversión significativa en Cuerpo Técnico, con resultados iguales o peores que antes. La clave para que ese movimiento prospere será que encuentre aliados en contra del proceso, lo que dependería del resultado de la Eliminatoria ante Estados Unidos.

Sin embargo, al mismo tiempo hay mucha gente de Polo dentro de la Unión. Desde directivos, oficiales de desarrollo y entrenadores, tanto de selección mayor como en juveniles.  O sea que el panorama de enfrentamiento tiene su contracara en la colaboración entre el club y la Unión en varias facetas. Fuentes de Carrasco Polo aseguraron a Rugbynews que no tienen ningún apetito de cargos, sino que su intención es introducir cambios, especialmente en el proceso de selección.

Por eso la situación no están clara. En la URU quieren aquietar las aguas, y sentarse a conversar para solucionar las desavenencias. Desde ese punto de vista, el presidente Gustavo Zerbino aseguró el lunes a El Observador: “Nosotros recibimos un mail el viernes, pero la URU no lo trató aún de manera oficial. Confío plenamente en que el rugby uruguayo tenga la madurez para sortear esas diferencias que son de nerviosismos previos a una final”

“Carrasco Polo es una institución muy grande y nos sentaremos a conversar. Esta Unión tiene la conciencia tranquila de que hizo las cosas bien y de manera justa, y hemos tenido logros como el Mundial Juvenil M20, el primer partido que ganamos en un Mundial de seven o los 90 puntos en dos partidos que les hicimos a Chile”, expresó Zerbino,

“Desarrollamos más de 120 jugadores entre selección mayor, juvenil y seven, y a nivel internacional dimos un paso enorme para estar segundos solos en Sudamérica. García Porcel, que era un desconocido comparado con el DT de Chile, armó un sistema defensivo muy superior, que le dio una gran solidez al equipo. Uruguay siempre se clasificó a último momento, quedan dos etapas y estamos trabajando para llegar al Mundial. Ahora tenemos el apoyo de la UAR, ya vino Phelan, va a venir Les Cusworth, quizás también Loffreda, Estamos haciendo un sistema de coaching muy importante para Uruguay con el apoyo de la IRB, el otro día hubo 60 entrenadores en la charla de Phelan. Nos podemos equivocar, pero estanos trabajando”, agregó el presidente, que de todos modos puntualizó: “Nosotros asumimos porque los clubes nos pidieron y comenzamos un Plan de High Performance de cuatro años en el que la IRB nos apoyó, pero no tenemos problema de dar un paso al costado si los clubes así lo piden”.

Algunos choques directos entre Polo y la URU:

1) Descalificación. Antes de las finales del Uruguayo 2008, Carrasco Polo solicitó ante la URU la descalificación de Old Christians, en el entendido que reglamentariamente había perdido su derecho a jugar las finales debido a la quita de puntos que sufrió en el Clausura, que lo hizo bajar del primer al quinto puesto. Argumentaba que esa pérdida de puntos ocasionaba tres walk over seguidos, lo que debería decretar su eliminación del campeonato. Polo se enfrentó a la URU, que no dio lugar al reclamo.

2) Afuera del Regional. En octubre de 2008 Polo renunció al torneo argentino por no poder contar con los jugadores citados a la selección, que comenzaba los entrenamientos del nuevo proceso. El club del caballito le achacó a la Unión y al DT de la Los Teros haber perdido una importante competencia internacional.

3) Juveniles. En la primera fecha del Uruguayo 2009, Carrasco realizó una movida para poder contar con los jugadores de Los Teritos, que estaban preparándose para el Mundial. Su posición era que los clubes habían acordado con la URU no utilizar los jugadores citados siempre y cuando las selecciones tuviesen partidos. Se le dio la razón.

4) Práctica. El equipo del caballito pidió que sus jugadores no fueran a la práctica de Los Teros el lunes pasado con el DT de Los Pumas, Santiago Phelan, ya que estaba demasiado cerca de la definición del campeonato y que el club tenía un entrenamiento programado, y que ya se le había hecho un pedido a la Unión para no fijar entrenamientos en estas semanas. La URU le contestó que el entrenamiento estaba fijado hace dos meses, y que de no ir serían sancionados.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acceder con Facebook
Acceder