Gales, con inteligencia

Publicado en Gales, Internacionales, Irlanda, Mundial, Noticias

El Dragón vencó 22-10 a Irlanda y clasificó a semifinales de la RWC2011

A pura defensa, tackle e inteligencia para manejar el partido, Gales le ganó 22-10 a Irlanda en el  primer cuarto de final del Mundial de Nueva Zelanda.

Gales arrancó lastimando de movida: pura movilidad, potencia para romper tackles y juego en el contacto, que derivaron en un rápido try de Shen Williams a los 2 minutos.

Irlanda le respondió, con su estilo: juego más cerrado y potencia de forwards para lastimar. Forzó dos penales, y apostó al line y al maul, en una actitud valiente, pero que se encontró con una muralla defensiva de Gales. El Dragón tackleó destajo y se reposicionó en gran forma, de manera de que los irlandeses siempre eran menos en el contacto y no podían ganar los metros que necesitaban. Así, finalmente el penald e O Gara para poner el 7-3 fue un premio consuelo.

A pesar de ese gran trabajo, Gales padeció problemas para tener pelotas de ataque, porque no jugó bien con el pie, y porque en el line padeció algún problema. Por eso, Irlanda siguió siendo el dominador, aunque el 10-3 a través del penal de Halfpenny redondeó un gran negocio pra los galeses.

Irlanda sallió a buscarlo en el arranque del segundo tiempo, y en la unica de todo el partido en que pudo mover la poelota con paciencia hasta desordenar a la defensa rival, llegó al try de Keith Earls, que igualó parcialmente el encuentro.

Pero la diferencia fue que todo lo que a Irlanda le costó mucho, a Gales le salió con mucho menos esfuerzo. Otra vez movimientos rápdo de pelota para posicionarse en als 22 rivales, que Phillips amagara jugar al abierto, se mandar a jugar por el icego y apoyara el 17-10.

Gales terminó de hacerse el dominador, y cambió el chip. Dejó atrás la dináma y dio paso a un juego táctico, que usó el pie para jugar el mayor tiempo posible en campo rival. A eso le sumó control de pelota, para seguir ganando metros cerca de las formaciones, y finalmente abrir para que Davies enontrara el hueco, rompiera cuatro tackles y pusiera un 22-10 letal.

Irlanda definitivamente se derumbó. Lo fue a buscar sí, pero sin ideas, y para peor, sin rebeldía. Tuvo alguna opción por adentro, y también bien abierto contra la raya, pero allí apareció otra vez el tackle galés para poder respirar con tranquilidad.

En el duelo de los dos que venían mejor, Gales se impuso con claridad. Suficiente impulso como para empezar a animarse con soñar.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acceder con Facebook
Acceder