*/ ?>

Detrás del telón

Escrito por adminrg*/ ?> Publicado en Destacadas

Una magnífica fiesta se vivió este fin de semana en Punta del Este que tuvo en cuenta todos los detalles

En el último día de Seven los equipos se jugaron a todo o nada. Pero en el campus hubo mucho más que jugadores, trys y pelotas ovaladas. En el torneo que hace 20 ediciones organiza el Old Boys Club la organización esta a full y junto con los equipos conviven muchas historias de quienes que hacen que el Seven sea un torneo de primera categoría.
   
Dentro de la organización participan unas 70 personas, entre personal del estadio, los de sistemas informáticos – que se encargan de llevar las estadísticas de cada partido –  y los que acompañan a los equipos durante el torneo. Pero también están los más chicos que hacen de ball boys, los muchachos de Los Lobos que se encargaron de los puestos de comida, y Roni Amore, el locutor que se encargó de animar el evento.

Los más animados fueron los ball boys, que además de ser la hinchada incondicional de su equipo – el Old Boys (URU)-  aprovecharon para conocer a alguno de sus ídolos internacionales, y algunos hasta se aseguraron la camiseta de su jugador preferido.

Otro personaje del Seven fue Roni Amore, el encargado de animar el partido y anunciar el tanteador. Locutor de profesión y ex jugador de Estudiantes de Paraná, Roni es un afortunado que puede combinar sus dos pasiones en una. Desde hace 10 años que es animador de partidos de Rugby y desde el 2003 que es el locutor de Los Pumas cada vez que juegan en Argentina. En Uruguay, hace siete años que anima el Seven de Trebol en Paysandú  y hace dos que también está en el torneo Valentín Martínez Nin.

Los Lobos, de Punta del Este,  también quiso participar del Seven, así que además de prestar tres de sus jugadores para el equipo Lobos Moby Dick, fueron los encargados de todos los puestos de comida y bebida en las tribunas. Los jugadores de las inferiores y también padres y amigos del club se turnaron para atender y alguno, más diestro con la espátula, se animó a cocinar. Para los fernandinos, esta es además una oportunidad para juntar fondos para el presupuesto del año del equipo.

Old Boys y Sport Five organizaron todo para que estos pequeños puedan resaltar, el torneo sigue creciendo y en el 2010 seguirá siendo un éxito

adminrg

*/ ?>

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acceder con Facebook
Acceder