Cero nostalgia

Publicado en Destacadas

Imanol Harinordoquy, tercera línea del seleccionado francés de rugby que disputase el último Mundial con los galos, reconoció la ruptura del vínculo entre el plantel de los de azul y su head coach Mark Lievremont durante el trasncurso de dicho certamen 
 
El camino nunca fue fácil para Francia. A lo largo de la RWC, fue una de las selecciones más criticadas. Más allá de que terminase llegando a la final y dejando contra las cuerdas al anfitrión del certamen, que se terminaría consagrando como campeón, las críticas contra el seleccionado de Lievremont nunca dejaron de existir.   
 
Los problemas generados por no encontrar ese juego vistoso que todos querían ver en uno de los grandes candidatos a conseguir el torneo, terminarían por generar una ruptura significativa en la relación del plantel con el head coach del equipo.   
 
Según Harinordoquy, tercera línea en el equipo galo, después de la derrota contra Tonga lo que decía o planeaba Lievremont dejó de tener importancia para el resto del equipo. Para que Francia llegase a donde llegó, el mismo plantel tuvo que recurrir a la experiencia de sus 30 hombres, liberándose así de la supervisión de un técnico que, acorde al parecer del plantel, nunca estuvo a la altura de dirigirlos. 
 
El internacional también remataría que le llamó la atención notar en más de una ocasión lo perdido que se mostraba el DT a la hora de practicar. Cuando perdían, la culpa se la solía tirar a los jugadores, sabiendo que todos en conjunto eran responsables. En sí, esa falta de apoyo y respeto supo ser la razón por la que la convivencia nunca pudo ser buena.    

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acceder con Facebook
Acceder